• La Liga

Ahora hay que derrotar al Macrismo

La derrota de los represores, de los negacionistas, de los cipayos al Imperio siempre es nuestra victoria, la de la lucha popular, la de los derechos humanos y la dignidad nacional.


En medio de una feroz embestida imperial contra los pueblos de América, que tuvo su orden de largada con la orden de activar el Tratado Interamericano de Río contra el pueblo y gobierno de la Venezuela Bolivariana y que luego continuó con el aumento del combustible en Ecuador, resistencias populares y represión brutal, aumento del transporte en Chile, resistencia popular y represión brutal, el pueblo argentino derrotó a Mauricio Macri, impidiendo su reelección y eligiendo a Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner para presidencia en un país donde la conquista de la Presidencia de la Nación equivale al control de casi todos los dispositivos estatales reservados para el Poder Ejecutivo, que no son pocos.

El gobierno de Macri resultó ser el intento más poderoso de continuidad civil de la dictadura militar de 1976, el Genocidio, la muerte blanca argentina, el periodo más terrorífico de nuestra historia nacional. Encerraron a opositores políticos con operaciones judiciales, políticas y mediáticas. Pretendieron sacar al pueblo de las calles y reprimieron duramente para ello. Secuestraron y asesinaron a Santiago Maldonado y Rafael Nahuel. Inventaron la doctrina Chocobar para legalizar y popularizar el viejo gatillo fácil. Convirtieron las cárceles y las comisarias en sitio de tortura cotidiana. Practicaron el negacionismo y pretendieron el olvido y el perdón para los crímenes genocidas. Y todo ello, y mucho más, al servicio de la miseria planificada, al decir de Rodolfo Walsh al decir que cualquier tortura es siempre al servicio de un proyecto económico, en este caso el del saqueo financiero y el arrasamiento del país.

Apostamos a la resistencia organizada y la unidad. Todos los que resistieron saben de nuestro aporte. El reconocimiento caluroso de las y los presos políticos de este tiempo es nuestra distinción más querida. Y la presencia de las Madres y las Abuelas en el escenario de la victoria electoral la explicitación de un compromiso que supimos de primera mano en estos duros años de hilvanar la dignidad y el orgullo de ser.

Nos sentimos parte de esta victoria popular y nos sentimos comprometido a aportar al proceso lo mejor de nosotros: nuestra experiencia de ochenta y dos años en luchar por todos los derechos para todos desde una autonomía que nunca fue ni será indiferencia política.


Por ello, al saludar y abrazar a todas y todos los que construyeron esta victoria, ofrecemos nuestras propuestas para superar la emergencia democrática en que nos sumió el macrismo. Porque como dijo nuestro General San Martín, Seamos libres que lo demás no importa nada.


Lee nuestras propuestas, más vigentes que nunca AQUÍ

0 vistas

+541143713939

©2019 by Liga Argentina por los Derechos Humanos. Proudly created with Wix.com